viernes, 15 de junio de 2018

Duchas de camping

Disfrutar del camping es genial, tanto en la costa como en la montaña, pues volvemos a la vida al aire libre para establecer un estrecho contacto con la naturaleza. Al final de cada día, nada mejor que contar con una estupenda ducha de camping, para descansar a todo confort.

Entre otros accesorios para disponer de comodidades durante la acampada, necesitará la ducha de camping propiamente dicha y, además, un lugar donde tomar una ducha con intimidad. 

Las ventajas de contar con una ducha de camping en sus aventuras

A la hora de preparar el equipaje para salir de acampada, una de las prioridades es verificar que cuenta con un buen equipo y que su volumen total es viable para transportar. Muchos accesorios para acampar son plegables y confeccionados en materiales resistentes y ligeros. Una ducha de camping es tan básica y portátil como la tienda de campaña y los sacos de dormir. Verdaderamente, la ducha de camping es un invento sensacional.

Normalmente viene en forma de una bolsa con un dispositivo de salida de agua en forma de lluvia, que suele ser regulable. Este tipo de ducha de camping le permitirá ducharse con rapidez y facilidad dondequiera que esté. La bolsa de la ducha de camping aprovecha la energía solar para calentar el agua, con lo cual es ecológica y amigable con el medio ambiente. Con respecto al lugar donde ducharse, puede hacerlo en cualquier sitio donde se sienta a gusto y le permita colgar la ducha de camping convenientemente.

Acondicione el entorno para la ducha de camping

En la montaña puede colgar, simplemente, la ducha de camping de una rama de árbol y será funcional. Pero si va a un camping procure un poco de privacidad con una cabina portátil. Son fantásticas, y sirven también como baño y como vestidor. Las tiendas más sofisticadas cuentan con un sector para la ducha solar.

Junto al lugar donde utilice la ducha de camping solar coloque un banco de plástico o de resina, para dejar sus cosas mientras disfruta de la ducha. Recuerde incluir este asiento en la lista, con las sillas, las mesas y los armarios de camping que suele llevar.

Si cuenta con una cabina portátil podrá trasladar la ducha de camping a la playa, para disponer de agua dulce para ducharse después de disfrutar de los deportes acuáticos. Para refrescarse durante esas jornadas, debería llevar una nevera con agua y zumos, suficientes toallas y todos los accesorios destinados a su comodidad.

Vía: Westwing