viernes, 29 de junio de 2018

Escritorios giratorios

Para trabajar cómodamente en nuestra oficina, es vital disponer de una superficie amplia de trabajo, una buena iluminación (a poder ser natural) y todo el material de oficina necesario. Cuando no tenemos la suerte de contar con mucho espacio para nuestros muebles, tenemos que buscar alternativas para que todos nos encajen sin renunciar a nada.
Un escritorio giratorio es una mesa muy funcional para oficinas o despachos pequeños porque se presenta dividido en módulos con ruedas que le permiten girarlo y moverlo de un lado a otro según sus necesidades. 

ESCRITORIO GIRATORIO: TODOS LOS ESTILOS

Al igual que no prescindimos de la comodidad que nos ofrece una silla con ruedas, ¿por qué no elegir un escritorio giratorio? Los encontrará de todos los estilos:

Minimal:

La esencia del estilo minimalista es reducir al mínimo el tamaño de los muebles, sin eliminar la parte más práctica y funcional que estos te ofrecen. Elija diseños de líneas sencillas, con cajones cómodos y de fácil acceso. Un escritorio giratorio de estilo minimal multiplicará la funcionalidad de su oficina.

Clásico:

¿Le encanta el estilo tradicional? Lo clásico no tiene por qué estar reñido con lo práctico. En ese caso, decántese por un escritorio giratorio con ruedas de madera maciza. Aunque el mueble sea pesado, las ruedas le permitirán desplazarlo cómodamente por su oficina.

Étnico o colonial:

Un escritorio giratorio de estilo étnico o colonial presenta un diseño con líneas rectas, está fabricado en madera y aporta un aire exótico y natural al espacio. En este tipo de muebles priman colores como el blanco, el beige o los barnices, aunque las notas de color son muy características del estilo étnico. Un escritorio giratorio con un módulo de cajones de madera de distintos colores terrosos dará un toque de carácter al espacio.

UN ESCRITORIO GIRATORIO CON PIEZAS GIRATORIAS

El objetivo de este tipo de escritorios es que no tenga que adaptarse a su espacio de trabajo, sino que sea su escritorio el que se adapte a usted y a sus necesidades. Por ello, si no necesita que el escritorio giratorio al 100% porque no le resulta cómodo mover el mueble completo, le presentamos algunas alternativas:

Base de la pantalla giratoria: hay escritorios que, en lugar de tener ruedas, cuentan con una pequeña base circular giratoria sobre la que colocar la pantalla o el portátil. Esto le permite girar la pantalla para compartir con otra persona lo que esté haciendo en un momento dado.

Cajonera con ruedas: si elige un módulo de cajones independiente del escritorio, podrá moverlo a donde necesite en cada momento.

Vía: Westwing