martes, 8 de diciembre de 2015

Oficinas Street Machine por GEA Arquitectos + Anita Puig

Descripción de los arquitectos. Descripción del Mandante:

Street Machine es una empresa dedicada a la comercialización de ropa deportiva, especialmente asociada a deportes extremos como el skate, el snowboard y Bmx. En sus últimos años y siguiendo con la línea de crecimiento proyectada, se han incorporado una serie de nuevas marcas, potenciado a Sm en su rubro indumentaria y separándose definitivamente de Sm eventos. Esa decisión fue clave en la compra de las nuevas localizaciones de sus oficinas centrales.
Descripción del proyecto: 

El encargo se basa en la necesidad de ampliar las oficinas centrales, con el propósito de satisfacer nuevos requerimientos programáticos, incorporar nuevos showrooms para así dar mejores servicios a sus clientes y adecuarse a los requerimientos de calidad que las marcas exigían.

Pese a los 450m2, el programa era extenso. Debía incorporar las oficinas gerenciales, los trabajadores de tres diferentes áreas que no debían interferir entre ellas, tres grandes showrooms con posibilidad de ser salas de reunión y una amplia zona de descanso y reunión para el personal de SM.
Dado la imagen que ofrece esta empresa debía ser relajada, las zonas de reunión del personal era absolutamente relevantes para darle el carácter necesario a las oficinas, así como el acceso a las oficinas, donde aparecería SM, como la estructura detrás de un gran número de reconocidas marcas deportivas.
Uno de los problemas que se enfrentaron al momento del diseño una vez determinado el programa final, fue la distribución de los distintos espacios.
Considerando que todo el perímetro era acristalado, se debía aprovechar ese espacio diáfano, pero sin dejar de lado la necesidad de almacenamiento requerida por el mandante, mientras que se debía controlar la luminosidad natural y manejar la necesaria para el trabajo. Esto se logró privilegiando un núcleo duro que además de organizar y unificar las oficinas, funciona como un gran espacio de guardar, mientras que el cielo y muro del perímetro fueron pintados de color gris grafito.
El color oscuro del techo, le entrega aún mas protagonismo a este gran closet ya que está revestido en un MDF cortado en laser, lacado de color dorado, otorgando luminosidad a un núcleo que no recibe luz natural directa, aporta textura, marca las circulaciones principales, a la vez que es un color que aparece significativamente asociado a las marcas nuevas incorporadas y ampliamente usado en el mundo del grafiti: el color dorado.
El contraste del color de la losa, con los tubos preexistentes de agua, alcantarillado, seguridad y la incorporación de los cables de red y eléctricos, retoma la imagen industrial de las tiendas que SM llevaba hasta ese entonces.
Otro elemento importante en estas oficinas fueron las oficinas del gerente general, que privilegiando las vistas hacia el parque de Vespucio, incorporó una sala de música para satisfacer su hobby y musicalizar posibles eventos en las oficinas.
Los tres showrooms están pensados como tiendas independientes, con display de productos, mantienen los colores del resto de las oficinas y funcionan como lugares de reunión con clientes al ser cerrados.
La iluminación jugó un rol importante, potenciando las circulaciones, manejando las intensidades necesarias para evitar las deformaciones cromáticas a las que el vestuario es sumamente sensible. Y sobre todo potenciando la idea del uso del color dorado, para lo cual las diseñadoras (www.docevolts.cl) crearon unas perforaciones que juegan con el reflejo del color dorado y la luz artificial.

Para más información visiten: GEA ArquitectosStreet Machine