domingo, 29 de noviembre de 2015

Estilo musical en decoración

Si es un fan de la música -o tiene un hijo o hija que lo sea- sin duda se habrá preguntado cómo decorar y ambientar un cuarto con decoración musical.



La música se lleva en la sangre, dicen, ¿pero, por qué no hacer visible el ritmo que le mueve?
Conozcamos más sobre decoración musical.
¿Por qué hacer una decoración musical?
La música es muy importante en la vida cotidiana, puede relajarle, energizarle, inspirarle y volverse su vida entera. Sobre todo si es un músico le interesará convertir todo su cuarto en un lugar con decoración musical que hable por usted aunque usted no esté.
Sin duda es una excelente idea hacer decoración musical en él, especialmente porque los músicos tienen siempre la necesidad de crear un espacio independiente e innovador que les sirva de refugio.
Cómo decorar
La decoración musical no es tan complicada como puede parecer, aunque es muy importante que el músico tenga la última palabra, porque el hecho de gustarle la música no lo deja ni cerca de un “estilo específico”, al contrario, tomando ideas de uno y otro lado es como conseguirá el efecto que desea sobre su habitación.
–Partituras. Hacer partituras es excelente para una decoración musical, van bien incluso en una fiesta. Puede incorporarla en las cortinas (quedan increíbles en la habitación), alfombras, vinilos adhesivos o incluso cuadros.
–Notas musicales. Estos son los que encuentra más fácilmente en los vinilos adhesivos, pero puede agregarlo a la colcha o subrecama de la cama donde dormirá. También quedan muy bien en cojines y son fáciles de hacer (solo consiga cojines blancos, tela negra, recorte una corchea o semicorchea y cósala en el cojín).
–Grupos o cantantes musicales. Esto depende mucho del estilo y gusto del músico, pueden ser pósters de los Beatles, de Beethoven, de algún grande del jazz, dependiendo. Pueden imprimirse las portadas de los discos y enmarcarlas dentro de la habitación para una perfecta decoración musical.
Cómo hacer una partitura a mano
Una forma muy sencilla de añadir este toque de decoración musical es hacer una partitura usted mismo.
-Para ello puede tomar una cartulina y recortar varios rectángulos iguales de color blanco.

-Después solo debe pegarlo sobre un rectángulo más grande blanco de cartulina.

-Luego marcar en negro cada uno de los rectángulos.

-Hecho esto dibuje rectángulos mucho más pequeños que representan las notas, pegados al lado derecho del rectángulo blanco que ha dibujado.

-Ya tiene su partitura.

Algo que se debe tomar en cuenta para ambientar la habitación de un músico es averiguar si se usará para crear música. De ser ahí hay que conseguir una computadora (para que grabe ahí su música, la escuche y edite), un espacio amplio para crear y aislamiento acústico (puede hacerse con cartones de huevo en las paredes) para que no interrumpa las actividades de otras habitaciones.

Vía: decoracionia