domingo, 6 de diciembre de 2015

Paredes de corcho

Las paredes de corcho son una gran opción ecológica, ya que este material es clasificado como un producto completamente natural en el cual su estructura consiste en una firmeza impermeable ideal para decorar cualquier tipo de paredes.

El corcho por su parte, es resistente a diversos agentes químicos así como también a insectos u otros microorganismos. Resulta ampliamente ligero, elástico y de conformidad moldeable, en cuanto al fuego, las paredes de corcho son muy elegidas ya que no cuentan con la capacidad de propagar la llama ni incrementarla, aspecto que favorece enormemente la calidad de su hogar.
Todas las características propias de las paredes de corcho se manifiestan como un conjunto de propiedades anti térmicas y acústicas, semblantes nobles si desea un hogar libre de ruidos y de riesgos de fuego.
Éste material como parte del revestimiento puede ejecutarse de diferentes maneras ya sea en tiras o simplemente en losetas, siendo ambas mecanismos sencillos de ejecutar y que para su unión solo requiere de un manto de cola.
Para empezar a realizar el proceso de fusión para paredes de corcho, es necesario que el mismo repose por lo menos 48 horas en el lugar de instalación, esto se debe a que así el corcho podrá adaptarse positivamente de acuerdo a la temperatura y humedad del espacio en cuestión.
En caso de que revista las paredes de corcho durante la temporada de invierno, es recomendable que active el sistema de configuración de calefacción para evitar el cambio brusco entre las próximas temperaturas, pero esto es necesario mientras comienza el proceso de decoración de su hogar en base a este aspecto en especial.
Debe tener en cuenta que las paredes de corcho deben estar completamente secas, higiénicas y totalmente lisas sin defectos en su extensión ya que si hay desperfectos o poros en el mismo será necesario aplicar un manto de imprimación que se encargue de sellar cada uno de los poros.
El corcho por ser un producto natural tiene variantes en cuanto a la textura y tono colorido, por tanto para que los resultados coincidan debe distribuir cada una de las piezas acorde con los mismos aspectos que pueden perturbar.
Desde tiempos antiguos, las paredes de corcho han sido una invención en la decoración clásica que ha permitido implantar en los hogares elegancia, buen gusto y sofisticación a pesar del paso de las décadas. Si su intención es propiciar un ambiente cálido, relajante y muy elegante, las paredes de corcho favorecerán su objetivo.
Así como lo hace la decoración con pinturas en su casa, las paredes de corcho son una gran opción que permitirá revestir su hogar completo de buen gusto y originalidad, añadiendo además un componente ecológico decorativo.
Las paredes de corcho se llevan a cabo por medio de planchas especializadas que utilizan directamente un adhesivo encargado de fijar este material tanto a paredes como a techos.
Cambie por completo la imagen de su hogar y refórmela positivamente junto a este estilo cautivador e idóneo para muchos estilos de decoración.

Vía: Decoracionia