jueves, 26 de abril de 2018

Casper Schwarz Architects diseña las nuevas oficinas de NautaDutilh en Amsterdam. Un centro neurálgico amigable fuera de cualquier convencionalismo

En el terreno de este bufete de abogados internacional de 10.000 m2 recientemente construido en el distrito financiero de Amsterdam, el cliente del estudio Casper Schwarz Architects, NautaDutilh, se describió a sí mismo como el “centro neurálgico amigable”. El objetivo de Casper Schwarz -y su equipo colaborador DerksdenBoer Interieur Architectuur- era diseñar un interior para sentirse exactamente así; lejos del habitual brillo, en capas y sutil con la combinación correcta de representatividad, calidez y arte. Una fusión de valores tradicionales y hábitos contemporáneos con una mirada hacia el futuro.
Tanto en las plantas de oficinas como en las salas de reuniones han buscado ambientes cautivadores. No solo impresionismo fresco sino un sentimiento de sensibilidad. Querían que todos tuvieran una estancia cómoda en cualquier ubicación del edificio. Complementando la estructura celular tradicional de la firma de abogados, agregaron conexiones abiertas entre los niveles del piso con una escalera central. En lugar de llegar y salir en cada piso, la gente ya no se molesta en tomar el ascensor, sino que simplemente usa las escaleras, ya que son más céntricas, de fácil acceso y más saludables de todos modos. Combinado con los “corners” de café y las oficinas transparentes, esta interacción entre los empleados ha mejorado de forma natural.
Además, el séptimo piso se desarrolla como una extensión del espacio de trabajo. Un magnífico café estilo lobby anexo al comedor, donde trabajo y vida se mezclan de una manera relajada. Desde el café hasta la coctelería, desde el lugar de trabajo hasta la sala de presentación, desde el concierto de piano hasta la fiesta en la azotea, todo es posible en este espacio super alto. Y en cada parte del diseño interior Casper Schwarz se preguntaba cómo hacer que el uso de los espacios fuera un uso que invitara de forma natural.
Como equipo de diseño compacto, Casper Schwarz Architects han querido desplazar sus límites y abrirse a la contribución de otros profesionales creativos. El estudio de la iluminación, la escalera Fibonacci y los elementos orgánicos más prominentes en el hall de entrada, han sido una colaboración con Joris Laarman Lab. Además, definieron una paleta de colores, materiales y texturas que expresa la diversidad de sus usuarios y su mano de obra. El uso de chapa de madera de eucalipto, piedra natural sin pulir, acero cortado con láser y perfiles de paredes de vidrio minimalistas demuestran su compromiso de desviarnos de los caminos habituales.
En todas las etapas del proyecto, Casper Schwarz Architects ha permanecido comunicativo, abiertos pero críticos, también para el cliente, con un sorprendente resultado final en mente. Están convencidos de que este interior, debido a su diseño genérico, esta muy a prueba de futuro y que NautaDutilh puede usarlo durante muchos años sin grandes cambios.
Creen que cada nuevo proyecto es una oportunidad para crear algo nuevo. No solo buscando nuevos materiales o formas, sino también combinando valores más antiguos y calidades probadas. Aceptar el desafío de buscar soluciones típicas y sorprenderte con la investigación y la apertura a otros pensadores y creadores creativos. La cooperación puede llevar a conclusiones hermosas.
En opinión de Casper Schwarz Architects, es tarea de un diseñador de interiores perseguir un proyecto con innovación, tacto y minuciosidad, con el objetivo de entregar un proyecto que se separe de la imagen interior contemporánea del momento y de una manera artística sutil que determinan sus propios valores.

Para más información visiten: Casper Schwarz ArchitectsNautaDutilh
Vía: Infurma