jueves, 1 de junio de 2017

Arcones de exterior

Si dispone de una terraza, jardín, balcón o porche le va a resultar muy útil situar en ellos uno o varios arcones de exterior.

Se trata de una solución práctica y elegante de almacenaje. Supone el contenedor idóneo donde guardar objetos como herramientas, cojines o incluso bicicletas y mantenerlos en perfecto estado, sin afear estas zonas exteriores con armarios voluminosos.
Las claves

Proteja sus objetos en el exterior: así ahorrará en el mantenimiento de sus objetos de exterior durante el invierno.

No necesitan obras: su instalación es muy sencilla, ya que solo usará un destornillador para montarlos.

A la hora de escogerlos deberá atender a tres criterios: el tamaño, la capacidad y el material del arcón. Los arcones de resina son una buena opción por su perdurabilidad en el tiempo sin deteriorarse.

Ventajas de los arcones de exterior
- Permiten ubicar un espacio de almacenaje en sus exteriores sin necesidad de obras.
- Protegen el contenido de la intemperie y las inclemencias meteorológicas, ya que lo mantiene seco y ventilado.
- Pueden ir acordes al mobiliario de jardín ya que encuentra de todos los estilos y colores (en madera, en imitación madera…) y diferentes diseños.

¿Qué arcón me conviene?
El objeto que quiera guardar y el espacio del que disponga va a determinar el arcón de exterior que necesita.
- Según el tamaño
El espacio del que dispone en su exterior define el tamaño del arcón que puede albergar.
Tiene arcones desde 100 hasta más de 190 cm de ancho; y de 40 hasta 100 cm de fondo.
- Según la capacidad
Los arcones de exterior cumplen múltiples funciones de almacenaje. Su capacidad se mide en litros.
Puede optar por arcones con capacidades entre:
- 100 y 1.000 litros: idóneo para albergar desde cojines y juguetes hasta equipos de piscina (flotadores, colchonetas, filtros de piscina…) o herramientas de jardín…
- 1.000 y 2.000 litros: apto para albergar contenedores de basura y maquinaria de jardín…
- 2000 y más de 2.500 litros: válido para guardar bicicletas y demás objetos de gran tamaño.
- Por el tipo de material
Todos los arcones de exterior están preparados para soportar su ubicación al aire libre. No obstante, en función del material, le ofrecerán unas ventajas u otras:
Acero: es ignífugo y anticorrosivo. Es más pesado que el aluminio.
Aluminio: también es ignífugo y anticorrosivo. Es el material más ligero.
Madera de pino: muy decorativo. Necesita tratamiento de barniz para asegurar la impermeabilidad de la madera.
Resina sintética: muy resistente a la intemperie. No necesita mantenimiento ya que no se decolora ni se deteriora con la incidencia de los rayos UV. Puede encontrarlos en distintos colores.

Extras de los arcones de exterior

- Asas: algunos modelos las incluyen para facilitar el transporte de los arcones.
- Cierre de seguridad: la mayoría de los modelos incluyen la posibilidad de cerrar los arcones con un candado o llave de seguridad.
- Facilidades en la apertura: algunos modelos cuentan con un sistema que facilita la apertura y amortigua el cierre gracias a un pistón.

Vía: Leroy Merlin