viernes, 28 de abril de 2017

La Teatrería por BBL Arquitectos

“La Teatrería” está ubicada en la calle de Tabasco en la colonia Roma, una de las zonas de mayor crecimiento cultural en la actualidad dentro de la Ciudad de México. Originalmente este edificio alojaba una fábrica de aparatos para búsqueda de tesoros y detectores de metales; como gesto hacia este antecedente se utilizaron materiales en su estado puro tales como acero, latón, maderas y mármoles, los cuales se van incrustando en el edificio como si fueran minerales que sobresalen de las rocas. La utilización de estrategias de diseño como hacer cambios de escala en los espacios de transición e incrustaciones de distintos materiales simulan el recorrido dentro de las bóvedas de una mina.
La extensa vitrina de latón en la fachada, es el preámbulo de lo que sucederá al interior del complejo. Al ingresar por el acceso principal se dota al edificio de un espacio atrayente gracias al muro de durmientes de madera. Este vestíbulo de acceso es iluminado por pequeños cajillos de latón y por luminarias colgantes las cuales destacan la altura del espacio. El último filtro antes de llegar al patio central del complejo es un cubo de acero con un cambio de altura para lograr enfatizar el acceso al mismo.
Al llegar a este espacio cubierto pero al exterior se encuentra la cafetería, el cual es el espacio central del proyecto ya que funciona como núcleo de circulaciones hacia los foros de teatro, bar, y restaurante.
El acceso al foro principal es un espacio monocromático, cubierto de mármol en piso, muro y plafón, con una mampara de latón al centro cuyas características naturales aportan amplitud a este espacio por medio del reflejo. Desde este espacio se puede ingresar al Foro Principal, con butacas distribuidas en planta baja y mezzanine.
En el primer nivel se encuentra el bar, espacio que es acentuado por una barra de latón y por materiales como mármol en el piso, muro de espejos y estuco. Proponiendo un espacio de pausa entre funciones de los foros en primer nivel y el restaurante.
En el segundo nivel está ubicado el centro nocturno “Pink Malaquita” en el cual con el objetivo de no irrumpir el origen de este edificio se optó por utilizar muros de tabique pintados en color negro, luminarias colgantes de latón, muebles de madera, piso de pedacería de mármol y un lambrín de Tzalam con luminarias embutidas como remate visual del espacio. 

Para más información visiten: BBL Arquitectos