domingo, 5 de marzo de 2017

El gran reto de vivir bien en 13 m²

Se puede decir que la nueva vida de esta mini casa, y lo de mini lo decimos con motivos, nace como fruto de un experimento en el que el estudio de diseñadores Studiomama compra esta casa de 13m² en la parte norte de Londres, con el fin de plantear en una realidad actual, tan urbanizada y globalizada, cuáles son las necesidades esenciales para llevar el día a día en su casa. Bien pues, no solo resuelven este reto, sino que lo hacen con muy buen gusto. Y si, en tan solo 13m².

Flexibilidad y armonía
Con una vida pasada como centro de oficinas en forma de mini cabinas, el estudio debía conseguir un espacio cómodo para vivir. Inspirándose sobre todo en caravanas y embarcaciones, consiguen finalmente integrar un sinfín de actividades.
Empezando desde cero, una planta desnuda va adquiriendo diferentes unidades para cada uso, siguiendo un esquema funcional y práctico para acabar encontrándonos con el vestíbulo, una cama plegable, espacios para trabajar, para comer, la cocina y una gran cantidad de almacenaje que conviven en un mismo espacio abierto e iluminado, el baño es la única pieza que encontramos a parte.
Es una caja de madera
El gesto que identifica el proyecto es la madera, una madera contrachapada que envuelve la totalidad del perímetro de la vivienda ofreciendo una atmósfera modesta gracias a la materialidad tan sencilla; madera en paredes, suelo y techo, que combina con la mezcla de texturas y colores repartidos por la estancia.
El color es funcional

El uso estratégico de los colores, también tiene un rol muy importante en el proyecto, y es que gracias a ellos podemos organizar una pared panelada completamente por armarios, y saber a qué uso está destinada cada una de las cavidades., el rosa para los libros, el azul para el café, el amarillo para la oficina… Una combinación de colores suaves que amabilizan y dulcifican el espacio.
Mobiliario inteligente

Y no estamos perdidos por tener una casa pequeña, ya que ser ingeniosos a la hora de elegir el mobiliario puede salvarnos. En esta casa todo el mobiliario está hecho a medida, los muebles de madera contrachapada, están pensados para solucionar problemas de espacio escondiendo en ellos almacenaje o incluso prolongándose para dar cabida a más personas. Por ejemplo, el comedor, con unos bancos bajo la luz del exterior, que desplegando las pestañas de madera aumentan de talla para reuniones multitudinarias, y si levantas el sobre, encontrará un cajón para guardar mil objetos.
Usted crea el espacio
Studiomama, pretende conseguir un espacio intuitivo y funcional, que tanto truco, que esconde camas, prolonga mobiliario o crea más almacenaje, haga experimentar a los visitantes y les acerque al espacio. Y expresamente se han alejado de la tecnología y han apostado por mecanismos manuales, los de toda la vida, para resolver por ejemplo la habitación, mediante una cama que se esconde detrás de una puerta, que al bajarla deja espacio para unas estanterías y la mesita de noche. O el espacio de trabajo, un estante escondido en el armario que se extrae para formar la mesa. Lo dicho, unos artilugios sencillos que nos involucran con la vivienda.
Pequeña pero matona
La cocina es la optimización del espacio elevada al cuadrado, en tan solo 160 centímetros se da cabida al fregadero, lavavajillas, microondas, placa de cocción, extractor espacio de trabajo y almacenaje, sorprendente.
El uso del espejo, también utilizado en el resto de la vivienda, es un recurso aliado a la hora de prolongar las líneas y romper los límites, aportando un espacio aparentemente más grande de lo que en realidad es.
Sencillo y amable
El baño se ubica en la pared contigua a la cocina, excepto el pavimento, de hormigón, ideal para el baño, gracias a su resistencia, el resto del espacio es coherente con la vivienda, creando una atmósfera sencilla e iluminada gracias a la madera contrachapada.
Un experimento sorprendente

Aunque al principio les haya sido difícil de creer, Studiomama ha logrado crear una vivienda flexible y funcional, sin pasar por alto ningún tipo de detalle, disponiendo de un espacio minúsculo en lo que probablemente sea la casa más pequeña de Londres.

Para más información visiten: Studiomama
Vía: habitissimo