lunes, 9 de enero de 2017

Ideas para decorar con cestos de mimbre

Los cestos de mimbre son unos elementos muy decorativos que, al mismo tiempo, se convierten en objetos funcionales ya que también le pueden ayudar a mantener el orden en casa. Suelen tener cierto aire rústico ya que el mimbre es un material que suele verse generalmente en casas de campo, pero seguro que consigue encajarlos en su vivienda sea cual sea su estilo. Si sigue alguna de estas ideas verá de qué forma tan bonita va a decorar su casa con estos cestos.
Cestos de mimbre en el salón
Un lugar donde quedan muy bonitos los cestos de mimbre es en el salón. Los puede emplear para guardar algunos juguetes de los niños o pequeños objetos de los mayores. Incluso le pueden servir como revistero. Puede poner alguno al lado del sofá, por ejemplo, e incluso los puede colgar de la pared o ponerlos como mesitas auxiliares, si son grandes y estables.

Como maceteros

También para el salón, o para cualquier otra estancia, puede usar un cesto de mimbre a modo de macetero. Coloque en su interior la maceta con la planta que desee y servirá para darle un aire especial al rincón donde la coloque. Quedan muy bien con plantas altas, por ejemplo.

En el recibidor

Un cesto de mimbre en el recibidor le puede hacer las veces de paragüero, si es bastante grande, y si es más pequeño puede ponerlo debajo del mueble de la entrada, si tiene hueco, incluso puede colocar varios de ellos haciendo una bonita composición, o también alguno pequeño sobre el mueble para dejar las llaves y demás objetos a buen recaudo y no sueltos por la mesa sin ningún tipo de orden…

En el cuarto de baño

Una de las estancias donde más utilidad podemos sacar a estos cestos tan decorativos es en el baño. Puede emplearlos para dejar la ropa sucia, para guardar las toallas colocados sobre una estantería, o algunos pequeños colgados de la pared para dejar sus utensilios de aseo de reducido tamaño o el maquillaje, por ejemplo.

Cestos en la cocina

¿Qué le parece decorar la cocina con estos cestos rústicos tan bonitos? Si tiene una isla puede colocarlos en la parte de abajo, como sistema de almacenamiento, pero también quedarán preciosos sobre alguna estantería, ideales para guardar en ellos cubiertos o algún tarro que no sea muy bonito dejar a la vista. ¡No se olvide de los capazos de mimbre en esta estancia!

En el dormitorio

Estos cestos de mimbre quedan pocos en dormitorios de estilo rústico, pero también si son vintage o con un toque más romántico. Puede elegir la forma y el tamaño e incluso el color, y guardar en ellos sábanas o mantas, o lo que necesite, para tener bien organizada la habitación. Además de muy decorativos, son funcionales ahí donde los coloque.

Zona de lavado

Si tiene la suerte de tener un espacio destinado a la lavadora y a la plancha, como en las típicas casas americanas, puede colocar un cesto grande de mimbre para dejar ahí la ropa sucia, y colocar otros más pequeños en las estanterías para mantener la ropa limpia ordenada y organizada en diferentes espacios. Le dan un toque muy acogedor a estas zonas de lavado que pueden ser muy decorativas, como ya vimos en un artículo anterior, a pesar de ser tan funcionales…

Vía: Decorablog