miércoles, 4 de enero de 2017

1929: Butaca Bibendum

Mientras en 1929 Wall Street entraba en pánico por el famoso crack, en Europa Eileen Gray diseñaba la Bibendum Chair por encargo de la estilista de moda Madame Mathieu Lévy (Suzanne Talbot), para decorar su piso de Rue de Lota en París.

El impresionante sillón Bibendum es una pieza tremendamente innovadora para su época. En la historia del diseño no se encuentra otro sillón capaz de igualarlo. Esta pieza única está compuesta por una estructura de tubos circulares acolchados que, no sólo crean la apariencia moderna del sillón sino que también proporcionan gran comodidad. Eileen Gray bautizó esta creación con gran sentido del humor en honor al mundialmente conocido muñeco de neumáticos Michelín, cuyo nombre original es “Bibendum” y cuya forma se asemeja claramente a su diseño.

La butaca, todo un icono del movimiento moderno, tiene una estructura de madera maciza con bandas de goma revestida de espuma de poliuretano, y una base tubular de acero cromado como muchos de los muebles de la época de diseño de la época.

El marcado carácter del sillón Bibendum lo convierte en un foco de atención en cualquier lugar donde se coloque, sin que su volumen o tamaño resulten en absoluto pesados. Este sillón, pieza favorita de salón de Eileen Gray, es aún admirado por numerosos críticos de arte y diseño y sigue siendo una pieza atractiva casi un siglo después de su creación.

Vía: Deofilia