viernes, 16 de diciembre de 2016

Lucy’s Burger & Tapas: diseñado para una slow food.

El equipo de Dröm Living tuvo que proyectar un nuevo diseño interior para renovar por completo el interior de un local con serios problemas de humedad así como estructurales, dando lugar a un nuevo restaurante: Lucy’s Burger. La reforma, realizada por la constructora Green Management, requería un importante trabajo de restauración y habilitación de las condiciones necesarias para cumplir con las estrictas normativas que rigen la reforma de un local comercial.
El diseño final del local debía reflejar el concepto y la filosofía del proyecto gastronómico que se iba a desarrollar; y no lo debía transmitir únicamente el interior, sino que Dröm Living tenía que crear de cero la nueva imagen corporativa.
Para este restaurante que combina hamburguesas de alta calidad con tapas y platos asequibles para todos los públicos, ubicado en una de las calles emblemáticas de la restauración barcelonesa, las interioristas de Dröm Living optaron por crear una atmósfera sin complicaciones pero sofisticada, con la luminosidad y el dinamismo como protagonistas.
El restaurante se proyectó en un solo ambiente diáfano con una barra en la entrada, una zona de mesas altas y taburetes y una zona de mesas bajas con sillas y banco. Al fondo, antes de llegar a la cocina, un rincón especial con sofá y mesita baja.
La reforma exigió la eliminación de todos los tabiques existentes para concebir una nueva distribución. Además fue necesario el levantamiento total del pavimento original para restaurar fundamentos, colectores y elementos comunes. Para asegurar un buen aislamiento acústico y una excelente sonorización ambiental se realizó un doble falso techo.
La atmósfera conseguida es fruto de la combinación de la madera de roble macizo en el mobiliario, con el tono dorado de las lámparas y la gama de tonos piedra en el estuco de la pared, en los textiles y en el pavimento donde se optó por un porcelánico de gran formato de 3m x 1m tipo piedra. Este se interrumpe puntualmente por el estampado formado por piezas hexagonales en 4 colores (gris, blanco, negro y madera) que también se aplicó en una zona de pared. Colores, formas y texturas que otorgan al espacio el dinamismo y la vitalidad perseguidos.
Las tiras de LED ubicadas en lugares estratégicos como en los respaldos de los bancos y sobre la pequeña barra de madera, otorgan volumen y luminosidad al espacio.
Con el objetivo de potenciar la sensación de amplitud y dar altura al local, se colocaron espejos en la parte superior de uno de los tramos de pared donde se encuentran las mesas, y también sobre la vitrina de botellas de la barra. Los espejos fueron diseñados por Dröm Living con marco de aluminio anodizado buscando unos acabados siempre elegantes.
La puerta de entrada, de hierro negro y vidrio texturizado, también fue diseñada en exclusiva para el proyecto. Diferentes piezas de mobiliario, mesas y barra, exceptuando las sillas y taburetes de madera de roble y las lámparas de flexo negras de estilo vintage, fueron diseñadas a medida.
Tanto la vitrina de los licores de la barra, hecha en hierro y vidrio grabado, como el expositor de los vinos fueron diseñados meticulosamente para el nuevo espacio del Lucy’s Burger & Tapas.

Para más información visiten: Dröm Living
Vía: diarioDESIGN