domingo, 20 de noviembre de 2016

Felpudos para la decoración de la entrada.

La entrada a cualquier vivienda siempre ha servido para proyectar el interior hacia el exterior y para dar la bienvenida a las visitas. Normalmente suele ponerse el foco en la decoración de la propia estancia, pero hay un elemento que puede decir mucho de sus dueños antes de tocar siquiera el timbre de la puerta: el felpudo.
Aunque lo habitual es colocar el clásico modelo rectangular sin más ornamentación que el propio material, lo cierto es que el mercado está inundado de felpudos originales que pueden desde provocar en el visitante desde una sonrisa a sorpresa o admiración. Analicemos un poco más de cerca este curioso complemento decorativo…

Tipos de felpudos

En cuanto al material, lo habitual en la mayoría de las casas es emplear felpudos de fibra de coco, un material duro que suele limpiarse sacudiéndolo al aire libre o pasándole un aspirador sin hundirlo en las fibras.

También los hay de goma , otro de los habituales felpudos en muchas de las casas, que se suelen limpiar con una solución de agua, amoniaco diluido y jabón.

Para las zonas de campo, donde hay que sacudirse el barro, lo ideal son los felpudos metálicos, normalmente con forma de rejilla.
Y finalmente, existen también felpudos similares a las alfombras de interior, más finos que los anteriores y normalmente protegidos con material antideslizante. Estos son los únicos que se pueden meter en la lavadora y no deberán sacudirse o podrían partirse.

Felpudos con formas

Independientemente del material del felpudo, existe una gran variedad de felpudos originales basados en su forma. En este sentido, suelen recortarse hasta conseguir formas similares a objetos reconocibles, como corazones, piezas de fruta o bigotes.

Felpudos con mensaje

Si le van los felpudos modernos pero con un toque divertido, lo más recomendable es elegir un felpudo tipográfico. Puede optar por aquellos basados en un simple mensaje de bienvenida, o bien por los que incluyen pequeñas frases sugerentes que provocan sonrisa en el visitante. Unas iniciales con una tipografía original también resultan una opción adecuada.

Felpudos con dibujos

Con la misma técnica de impresión que los tipográficos, puede optar también por incluir dibujos en los felpudos. Aunque los hay para adultos, con elementos habituales como llaves o casas, lo cierto es que éstos suelen ser ideales para niños, consiguiendo de este modo que se limpien los zapatos antes de entrar en casa.


Felpudos personalizados

Si desea darle un toque propio a su hogar o conseguir que su felpudo no lo tenga nadie más que usted, puede sumarse a la tendencia DIY y crear uno por si mismo. El modo más sencillo es comprar un felpudo de color liso, recortar plantillas de cartulina con algún patrón, colocar encima del felpudo las plantillas recortadas y aplicar pintura en los huecos libres.

Otra idea es pintar listones de madera en distintos colores y entrelazar unos con otros mediante cuerdas o cantos de río rodados a modo de malla, de modo que todos encajen formando patrones de dibujo, desde los más sencillos a los más complejos y creativos.

Felpudos decorativos

Si quiere decorar la entrada de forma llamativa pero sin recurrir a mensajes divertidos, puede optar por finos felpudos con diseños de patrones coloridos.

También se pueden encontrar patrones curiosos en felpudos de goma, ya sea en tonos neutros o en diversos colores para dar un aire alegre a una entrada gris.

Otra opción muy interesante son los felpudos a base de cantos rodados, ideales si vive en un unifamiliar o en un piso a pie de calle.
Por su parte, con el metal se pueden crear felpudos originales con formas muy curiosas, ya sean en forma de rosetón o de cuadrícula, perfectos para entradas de casas de campo o de locales urbanos.
Otra idea interesante es combinar dos materiales, como goma y fibra de coco para obtener un felpudo diferente y singular.
También resultan curiosos los felpudos abatibles, ideales para pasar de una zona a otra con distinto nivel.
En resumen, un montón de opciones para que la entrada a su casa diga algo más de usted. Y por si necesita algo más de inspiración, le dejamos unas cuantas ideas de felpudos originales y modernos para que entre con buen pie. ¡Hogar dulce hogar!

Vía: Decofilia