miércoles, 1 de junio de 2016

Restaurante Casa Maki en Pescara, por Studio Zero85

Casa Maki es un restaurante, donde como en todo buen restaurante de esta clase, el sushi es hábilmente preparado ante la mirada atenta de los clientes. Ubicado en la ciudad italiana de Pescara, su diseño lleva la firma del Studio Zero85, quien se inspiró en la tradición japonesa para crear unos interiores donde tanto la forma como la función tienen un porqué.

Explican desde el estudio que, entre 1300 y 1900, el sushi pasó de ser una forma de conservar el pescado fresco a una manera de consumir este alimento de manera rápida en los mercados de Tokio. Esta historia real sirvió a los arquitectos Giovanna Pizzella, Mario Michetti y Mirko Giardino para dar forma al local a través de tres líneas de diseño.
La primera hace referencia al “orden caótico” de los mercados de pescado, traducido formalmente en la superposición de líneas que recuerdan las cubiertas de los mercados mientras las mesas se encargan de ordenar racionalmente el restaurante.
El segundo concepto es el espacio de relación: cada módulo, con forma de casita e, incluso, con sus propias jardineras, contiene dos asientos y una mesa. Estos volúmenes huecos se pueden reubicar libremente para crear diferentes configuraciones, haciendo que el restaurante resulte perfecto para celebrar una cena romántico, un cumpleaños o tener una comida de negocios. Una barra en el mostrador de la cocina permite a los clientes disfrutar de su comida mientras observan a los chefs preparando el sushi desde esta privilegiada ubicación.
El tercero y último tema es la estética de la comida japonesa con su tradicional combinación de colores y materiales en la presentación de los platos, que queda reflejada en los colores cálidos y los materiales simples utilizados en el restaurante, que han convertido el espacio en un equilibrado y acogedor interior.

Para más información visiten: Studio Zero85