sábado, 7 de mayo de 2016

Cómo pintar un armario de madera


La crisis todavía no ha llegado a su fin, así que para muchos de nosotros comprar muebles sigue siendo una tarea complicada. Afortunadamente, con unas dosis de maña y paciencia podemos renovar nuestro hogar sin gastar prácticamente dinero. Por ejemplo, si su armario ha quedado anticuado o, simplemente, se ha cansado de su color, puede cambiar completamente su aspecto a través de la pintura.

Si se decide a pintar su armario de madera, le recomendamos que no se pierda nada de lo que le contamos a continuación, ya que hoy vamos a contarle cómo debe hacerlo.

Preparación

Antes de ponerse manos a la obra con la pintura, le recomendamos cubrir el suelo y los muebles cercanos con plástico. A continuación, deberá vaciar el armario y, si es posible, desmontar las puertas, las estanterías, las repisas y los cajones. De esta manera, podrá trabajar las piezas de manera individual. El siguiente paso será lijar las superficies para eliminar aristas, astillas, impurezas e irregularidades. Además, si el mueble ha sido pintado previamente, también deberá quitar los restos de la pintura anterior. Cuando tenga todas las superficies lisas, deberá limpiarlas.

Una capa base

Aunque no en todos los armarios es necesario, le recomendamos que antes de pintar del color que haya escogido, aplique una capa base de pintura. Es más, también puede aplicar una capa de imprimación. De esta manera, corregirá las imperfecciones que pueda haber y unificará todo el tono. Por otra parte, es importante que tenga en cuenta que deberá esperar a que estas capas se sequen para proceder a pintar.

Más de una capa

A la hora de pintar es mejor que utilice una brocha gorda para las superficies más amplias y brochas más pequeñas para bisagras y elementos más pequeños. Es importante que tenga en cuenta que es mejor aplicar más de una capa de pintura. Eso sí, para dar una segunda capa deberá esperar a que la primera se seque. Además, es recomendable lijar entre capa y capa