martes, 1 de marzo de 2016

Bathyard Home por Husos Architects


Bathyard Home es la rehabilitación integral de una vivienda de 130m2 en un edificio que data de 1900 para una mujer, sus hijos y plantas. Después de varios años viviendo en los suburbios y con hijos y a adultos y en proceso de emanciparse, ella decide comenzar una nueva vida en el centro de Madrid. Sueña con un baño espacioso, con la posibilidad de traer consigo algunas de las plantas de su antigua casa y con un salón donde, entre otras cosas, poder compartir largas sesiones de TV y cine con alguno de sus hijos.

Antes de la rehabilitación, el apartamento era un espacio energéticamente deficiente y oscuro. Estaba orientado casi por completo al norte y al oeste, a excepción de una ventana que da a un patio de luces y es la única orientada al sur, la orientación más favorable climáticamente, pero que sin embargo en este caso estaba vinculada a un pasillo y a un trastero.
La bathyard house consiste en una serie de acciones, que dejando la estructura portante intacta y a través de muy pocos cambios en tabiques y muros, reorienta gran parte de la casa al sur, a través de inventar un nuevo tipo de recinto doméstico: un patio-baño o bathyard, el cual genera un nuevo exterior en el interior de la vivienda, aportando confort térmico y lumínico a todo el piso. El patio-baño es un espacio cuyo carácter puede ser negociado y cambiado por los usuarios a través de mamparas móviles de madera y un banco abatible. Es un lugar donde se pueden compartir y superponer diferentes experiencias alrededor del baño tales como probarse ropa, disfrutar de un desayuno, o de una conversación mientras alguien toma un baño y otra persona le acompaña desde el banco abatible, o por el contrario, donde se puede tener una experiencia de baño solitaria.

Entre la bañera y la zona más privada de ducha y sanitario, justo frente a la ventana, se encuentra un pequeño invernadero con un sistema de riego por goteo que sirve para alojar a las diferentes plantas; un caucho, un ficus, varios filodendros y marantas, entre otras. Es el único espacio en el piso donde no se ha instalado calefacción por suelo radiante para evitar un ambiente seco en el jardín. Este se calienta indirectamente a través de los demás espacios y por la radiación solar directa a través de la ventana.

Su ubicación entre los espacios húmedos, cuarto de ducha e inodoro y el espacio de la bañera, contribuye a crear un ambiente más húmedo y favorable para la vegetación. La posición central de este espacio en la casa permite que haya ventilación natural cruzada y disfrutar de un nuevo paisaje orientado al sur.
Las mamparas tienen diferentes grados de transparencia, algunas con películas semi reflectantes y estratégicamente puestas, permiten efectos sorprendentes, por ejemplo reflejan los rayos de sol conduciéndolos hacia la habitación principal en la mañana, o ver las imágenes reflejadas de la bañera entre la vegetación desde diferentes ángulos del salón a través de un óculo.
En la construcción de este óculo, se aprovecha un agujero antiguo que alojaba un aparador empotrado en un muro estructural; este permite vincular visual y climáticamente el patio-baño con el salón y el comedor.
Una cortina y una compuerta en el óculo controlan el paso de aire y visten atmosférica y lumínicamente el salón para compartir momentos de cine y TV y para vincular o separar cuando la madre o sus hijos lo deseen, los diferentes espacios sociales de la casa. 

Para más información visiten: Husos Architects